• La firma zaragozana de electrodomésticos hace hincapié en el factor humano que hay detrás de la tecnología y la importancia que le da a su personal
  • El spot, que se emitirá en las principales cadenas nacionales y autonómicas hasta el 13 de marzo, es obra de la agencia D6

Balay ha vuelto a elegir a uno de sus trabajadores como imagen de su última campaña. El protagonista es Carlos, un empleado de la fábrica zaragozana de lavavajillas, con el que la marca de electrodomésticos quiere trasladar la gran importancia que para ella tienen los trabajadores.

La campaña de publicidad, realizada por D6, profundiza en el mismo concepto de acciones anteriores y sigue dando voz a los empleados de Balay. De esta forma, se hace hincapié en el factor humano que hay detrás de la tecnología y la gran importancia que tiene el personal para la marca.

En esta ocasión, los compañeros de Carlos dicen de él que es divertido, aventurero y le gusta el tenis. Además de buen profesional, es buena gente, y nadie mejor que sus compañeros para hablar de él. Por eso, fue elegido para protagonizar el último spot de la marca que se emitirá hasta el 13 de marzo de 2016 en las principales cadenas nacionales y autonómicas.