• La cadena valenciana inaugura en la capital altoaragonesa un establecimiento adaptado a su nuevo concepto de tienda eficiente
  • El supermercado está completamente conectado tecnológicamente y presenta un diseño y unas secciones totalmente renovadas que mejoran la experiencia de compra de los clientes

El nuevo modelo de tienda eficiente de Mercadona ha llegado a Huesca. La compañía valenciana ha abierto en la capital altoaragonesa un establecimiento adaptado a su nuevo concepto de supermercado. Las recién inauguradas instalaciones, que han supuesto una inversión de 3,5 millones de euros, presentan un nuevo diseño que mejora la distribución, la decoración y la disposición de todas las secciones con el objetivo de mejorar y optimizar la experiencia de comprar de sus “Jefes”, como denomina la compañía a sus clientes.

La nueva tienda eficiente de Mercadona en Huesca cuenta con una superficie de sala de ventas de 1.600 metros cuadrados y dispone de un diseño totalmente renovado respecto al anterior modelo de tienda, con nuevos colores y materiales, tanto en la fachada exterior de acceso al supermercado como en la distribución de las distintas secciones. Apuesta por amplios espacios diáfanos que facilitan la entrada de luz natural y colores cálidos en la delimitación de los distintos ambientes.

Además, presenta novedades en todas las secciones y de ellas se benefician tanto los clientes, como los trabajadores, proveedores y sociedad. Por ejemplo, dispone de una nueva entrada con doble acristalado que evita corrientes de aire, lineales específicos de leche fresca y zumos refrigerados, un nuevo punto de acabado para la carne, una góndola central en la perfumería para la cosmética especializada y una nueva exposición en la pescadería para los productos de concha, entre otras novedades, así como la máquina de zumo de naranja recién exprimido.

Mejorar la experiencia de compra del cliente

Este nuevo Modelo de Tienda Eficiente de Mercadona también busca ofrecer un mejor servicio para facilitar el acto de compra de los clientes mediante la ampliación de los pasillos de fruta y verdura, un nuevo modelo de cesta de la compra y dos modelos de carros, mucho más ergonómicos y ligeros. Adicionalmente, con el objetivo de facilitar las tareas diarias de los trabajadores, este nuevo supermercado incluye múltiples medidas para mejorar la ergonomía y eliminar sobreesfuerzos. Ahorro energético y gestión totalmente informatizada: tienda ecoeficiente

A nivel medioambiental, se han tomado medidas que permiten reducir hasta un 40% el consumo energético, debido a la mejora del aislamiento térmico y acústico. Además, cuenta con un sistema de iluminación LED automatizado que se regula según zonas y momentos del día, para una gestión energética mucho más eficiente.

Igualmente, este nuevo modelo de tienda de Mercadona, completamente conectada tecnológicamente, integra una serie de dispositivos electrónicos y herramientas colaborativas para los trabajadores, con los que poder compartir información desde cualquier sección de la tienda; lo que facilita la autogestión de cada supermercado y agiliza los procesos de toda la cadena. Entre los nuevos dispositivos, se encuentran, entre otros, la línea de cajas, las balanzas o el uso de tabletas electrónicas que sustituyen al papel para realizar gestiones administrativas. Todo ello permite optimizar los procesos y conocer la gestión de la tienda en tiempo real, lo cual facilita la toma de decisiones y contribuye a una mayor agilidad, especialmente, en la gestión de los productos frescos.