• La plantilla de la productora encargada de realizar los contenidos de los programas informativos de Aragón TV se concentrará frente a las sedes de CARTV, a las 14.30 horas, y del Grupo Henneo, a las 20.30 horas
  • Los profesionales de Chip quieren que la empresa lleve a cabo mejoras y exigen unos nuevos pliegos de contratación que equiparen sus condiciones al personal de Corporación Aragonesa de Radio y Televisión

Los trabajadores de Chip Audiovisual se echan hoy a la calle para exigir mejoras en sus condiciones laborales. Tras varios meses de #JuevesNegros, el comité de empresa de la productora de televisión -encargada de los contenidos de informativos, programas deportivos y El Tiempo en Aragón TV– ha dado un paso más “y, ante la imposibilidad de avanzar en negociaciones con la empresa, hemos convocado dos concentraciones”. La primera tendrá lugar a las 14.30 horas en la entrada de las instalaciones de la Corporación Aragonesa de Radio y Televisión (CARTV) y la segunda, que será a las 20.30 horas, se trasladará  a la sede social del grupo Henneo –propietario de la productora de televisión- en el paseo de la Independencia de Zaragoza.

“Con estas movilizaciones, queremos seguir mostrando nuestro absoluto descontento con las condiciones laborales y salariales con las que llevamos a cabo nuestro trabajo. Nos encontramos con una dirección sin ánimo de poner sobre la mesa una oferta que satisfaga las peticiones exigidas por los representantes de los trabajadores (subida general del 3%, ningún salario por debajo de 22.000 euros y equiparación de la retribución del fin de semana al percibido por el personal de CARTV) y con un talante que impide la relación normalizada y fluida con los representantes de los trabajadores, siendo extremadamente complicado el avance en cualquier punto de negociación”, señalan desde el comité de empresa, órgano desde el que también denuncian lo que entienden “como un ataque contra nuestra libertad de expresión, como ha sido la sanción contra nuestro compañero Eduardo Lolumo, que pretende suspenderle de empleo y sueldo tres días por vestir de negro el día del Pilar”.

Pero, además, con estas concentraciones, los trabajadores de Chip Audiovisual quieren implicar a Aragón TV como responsable última de las condiciones en las que llevan a cabo su trabajo. Según recuerda el comité de empresa, ahora que está a punto de caducar el actual contrato con la empresa adjudicataria, se están elaborando los nuevos pliegos de contratación que regirán las condiciones durante los próximos años. En este contexto, subrayan que “estas plicas deben recoger las aspiraciones de una plantilla que lleva casi trece años sacando adelante los espacios informativos, deportivos y el tiempo con excelentes resultados de audiencia, a pesar del perverso modelo de externalización. Se repite a menudo que somos el buque insignia de la casa, la seña de identidad de Aragón TV. El nuevo pliego de contratación debe ser coherente con este compromiso y equiparar nuestras condiciones sociales, laborales y salariales al personal que presta servicios para CARTV”.

También recuerdan que la plantilla de los Informativos, Deportes y El Tiempo “se ha dejado la piel por Aragón TV” y a cambio no ha obtenido ninguna mejora en los últimos años, “perdiendo poder adquisitivo y sufriendo la injusticia de un modelo que obtiene excelentes resultados de audiencia gracias a nuestro trabajo pero se desentiende de nosotros en cuanto a condiciones laborales”. En opinión de los representantes de los trabajadores, el modelo de externalización “es indigno para una televisión que presta un servicio público. Pero al menos os nuevos pliegos son una oportunidad para revertir esta injusticia y dar salida a las reivindicaciones de la plantilla”.

Desde el comité de empresa de Chip Audiovisual confían en que estas movilizaciones sirvan para que la dirección de la productora entienda la necesidad de abordar una negociación “desde el respeto a las relaciones laborales”, al tiempo que esperan que la Corporación tenga en cuenta las exigencias de la plantilla. Asimismo, hacen un llamamiento a todos los colectivos y personas que crean en una televisión pública, digna y de calidad, a sumarse a las dos concentraciones previstas a lo largo de la jornada.