• Los niños andaluces prefieren pasar su tiempo libre con amigos, pero delante de una pantalla (32%), seguido de tiempo de juego solos con estos dispositivos (26%), por encima del tiempo en familia (19%), mientras que el 68% de los padres lo pasa en familia y haciendo deporte en segundo lugar (13%)
  • Oreo organiza hoy en Madrid el Oreo Festival, un lugar de encuentro para las familias en el que aprender a divertirse juntos, apagando el móvil

Los hijos andaluces son los únicos que coinciden con sus padres en que desearían pasar más tiempo con ellos, según el estudio elaborado por Ipsos para Oreo bajo el nombre “Hábitos de Ocio Familiar desde la Irrupción de las Nuevas Tecnologías”.Así, el 37% de los menores responde que le gustaría pasar más tiempo con sus padres, mientras que a nivel nacional el 53% de los niños encuestados considera que pasa tiempo suficiente con ellos. Dato que alegrará a los padres andaluces, ya que el 62% considera que debería pasar más tiempo con ellos.

Pensando en todas aquellas familias que quieren pasar más tiempo de ocio juntos en diferentes actividades culturales, la marca de galletas Oreo pone en marcha Oreo Festival, un evento familiar en el que tanto padres como hijos y amigos podrán disfrutar de un día de diversión conjunta bajo una premisa: no para lograrlo.  “Con esta iniciativa, buscamos ayudar a las familias a tener momentos de encuentro y ocio conjuntos y de desconexión multimedia que además sean divertidos para padres e hijos”, afirma Alvaro Antúnez, Brand Manager de Oreo en Mondelez

El encuentro tiene lugar hoy 30 de marzo en la Casa de Campo, en el Satélite Madrid Arena, y todos los asistentes podrán divertirse con juegos como Pipa Oreo, Hungry Oreo, Oreo Karts o una piscina de bolas blancas, desde una perspectiva diferente.

Para las familias que no podamos asistir cambiamos la diversión por las conclusiones del estudio, un hecho que puede ser muy útil para la convivencia familiar. Así, a la hora de analizar las actividades preferidas de los más pequeños al salir del colegio el estudio refleja ciertas diferencias importantes respecto al resto de España, ya que, aunque el 32% prefiere pasar tiempo con sus amigos, pero delante de una pantalla, frente al 29% de los menores españoles, que se decanta únicamente por pasar tiempo interactuando con la tecnología. Cabe destacar además que el 17% de los hijos en Andalucía asegura no estar delante de una pantalla en jornadas lectivas.

“En la sociedad actual, la tecnología ha ganado terreno al ocio familiar donde padres e hijos se relacionan de forma natural y esto no solo es un tema de niños delante de una pantalla. Los padres también lo están. Sin embargo, no comparten ese tipo de ocio y cada vez es más común ver en el salón de casa a padres e hijos conectados cada uno a una pantalla, pero no todos a la misma”, afirma el sociólogo de Ipsos, Mario Arquet. “Por lo tanto que casi el 20% de los niños andaluces no juegue con dispositivos electrónicos entre semana, aunque ellos lo deseen ya es una pequeña batalla ganada en este campo”, concluye.

Si atendemos a las actividades realizadas por padres e hijos andaluces en el último año, todos aseguran en porcentajes muy elevados haber jugado con ordenadores y otros dispositivos en mayor medida y por delante de los juegos de mesa y los de exterior.

En cuanto a las actividades favoritas a realizar en el tiempo libre, los menores andaluces aseguran desear tener menos horas de colegio en un 41% de los casos, seguido de pasar tiempo en familia (30%). Mientras tanto, los padres eligen también pasar tiempo en familia (44%) y con amigos (32%). Ambos mencionan en tercer lugar los juegos con dispositivos electrónicos.

Para los andaluces, y al igual que sucede en el resto de España, la televisión también se ha quedado como un medio de entretenimiento residual independientemente del rol familiar que ocupen.