• El contrato objeto de la controversia, con un valor de cerca de 20.000 euros y un año de duración, tiene como fin la realización de videos informativos sobre actualidad municipal
  • El PP acusa al Gobierno municipal de emplear dinero público con fines partidistas, mientras que desde el PSOE y CHA se exige que no se utilice para hacer publicidad de ZEC

La contratación de una empresa para la realización de videos para redes sociales ha abierto una nueva polémica en el Ayuntamiento de Zaragoza. Y mientras que desde el equipo de Gobierno municipal explican que el objeto de este contrato es la elaboración de piezas audiovisuales con el fin de difundir de manera “más ágil, rápida y efectiva” la actividad municipal, los representantes del PP en el consistorio de la capital aragonesa acusan al ejecutivo de Zaragoza en Común (ZEC) de utilizar dinero público con fines partidistas. Por su parte, los del PSOE y CHA exigen que no se utilice para hacer publicidad del partido.

El contrato, que se ha adjudicado por un valor cercano a 20.000 euros y tiene un año de duración, tiene como finalidad la realización de videos que irán destinados a las redes sociales, por lo que su duración no debe exceder los dos minutos. En esta línea, desde el equipo de Gobierno municipal se ha explicado que este contrato sirve para “ir paliando el déficit audiovisual” del Consistorio y es un paso para la configuración de un servicio muy demandado por los propios servicios del Ayuntamiento, según han señalado.

Las explicaciones no han convencido al grupo municipal del PP, que consideran que es “un paso más en el uso de los medios públicos con fines partidistas y de propaganda”. Asimismo, los populares han señalado que este contrato se realiza cuando en el gabinete de comunicación del Ayuntamiento de Zaragoza hay más medios materiales y personales que con ningún otro Gobierno, al tiempo que han denunciado la falta de transparencia en relación con la información sobre la publicidad insertada en medios de comunicación.

Desde el grupo socialista también se ha lamentado que se haya contratado un servicio externo, cuando el consistorio cuenta con su propio gabinete de comunicación. Asimismo, han exigido que los videos cumplan el fin para el que han sido proyectados y no tengan carácter partidista. Algo que también esperan desde CHA.