burgerking-071830

¿Ustedes se imaginan al BBVA haciendo campaña a favor del Banco Santander o a Inditex a favor de H&M? No si están en su sano juicio. Pero es que en esto de la publicidad tampoco nos recomendaron que hubiera que estarlo.

Ya sabemos que hay una legión de creativos argentinos que triunfan en el mundo pero en esta ocasión la creatividad se ha sumado a la audacia en contrarrestar elegantemente una campaña de la competencia.

McDonald´s ponía en marcha recientemente una acción solidaria en Argentina. El “McDía Feliz” de este año –llevan 16 con esta acción- consistía en donar todos los beneficios de la venta de Big Mac durante el viernes 10 de noviembre  a favor del Hospital Sor María Ludovica –La Plata- y recaudar fondos para la construcción de una sala familiar para los padres de los pequeños que allí están hospitalizados en oncología.

Pónganse ahora en los zapatos de su principal competidor -Burger King- y díganme que podríamos hacer. David, la agencia argentina que más premios nacionales e internacionales obtuvo el pasado año, dio con el chiste e ideó una audaz estrategia de marketing  que consistió en dejar de vender los Whoppers de Burger King durante un día a favor de las conocidas hamburguesas de la competencia.

Lo argumentó así: “Nuestra competencia donará todas las ventas de su hamburguesa más famosa para ayudar a una buena causa y queremos ayudarlos. Si sos de los que prefieren las hamburguesas a la parrilla, hoy (por el viernes) vale la pena hacer una excepción. Nos vemos mañana (por el sábado)”.

Este día de tregua por una buena causa y renunciar a la venta de sus hamburguesas ha hecho que haya saltado a los medios de todo el mundo. Su ingenio y solidaridad local ha tenido recompensa internacional.

Si creemos a Einstein con su idea de que la creatividad es contagiosa sólo falta esperar que acciones como la que les acabo de contar, en favor de los que más lo necesiten, contagien a nuestro maravilloso sector.