Hoy ha fallecido Julio Ánguita, un política que dominó las artes de la comuniación y la oratoria en sus distintas responsabilidades. Tenía 73 años.

La política se viste de oratoria, Julio Anguita

La historia de la comunicacion y la política, monta tanto, ha dejado en los ultimas décadas frases célebres como el “no es no”, “si, se puede”, “váyase señor González” y hoy podemos traer a colación el “programa, programa, programa” de Julio Anguita. Un activista de izquierdas comprometido, vehemente; un comunicador de cuando la política se vestía de oratoria.

Hay personas que transmiten, tiene imán, que cuentan con lo más difícil en la comunicación pública: tener carisma, esa suerte de don natural que se tiene o no se tiene. Como alcalde de Córdoba, Diputado o en sus responsabilidades en partidos políticos siempre destacó por la facilidad y claridad para exponer sus posicionamientos. Vencía y convencía con sus argumentos, que podían gustarte o más o menos pero nadie duda que salían desde un planteamiento honesto.

Igualmente, acompañaba el decir y el hacer con una mirada limpia, con una gestualidad que irradiaba la fuerza del que se cree su razon ante el ágora, como una especie de Marlon Brandon haciendo de Julio César en la película de Mankiewicz.

Sobrevivió a mil y una batallas políticas, a tres infartos, a la tensa tranquilidad de abandonar una vida política y pública muy activa. Pero desgraciadamente puede decirse que esta es la segunda muerte, y última, de El Califa Rojo. La muerte de su hijo, el periodista y corresponsal de guerra Julio Anguita Parrado en la Guerra de Irak, supuso un duro revés, quizás lo peor que le puede pasar a una persona en esta leve vida. Desde hoy quedarán unidos siempre en el recuerdo.

Comparte esta noticia en redes sociales:
Quizá te interese:
Ofertas de Empleo

Ofertas de Empleo

Actualización diaria de ofertas de empleo, becas, concursos, premios.